Qué comer en Toledo

La gastronomía de un lugar puede conseguir que te enamores aún más de ese lugar. Es lo que pasa en España y es que en nuestro país hay una gastronomía para chuparse los dedos y nunca mejor dicho…

Cada rincón de España esconde un sinfín de opciones para todos los gustos y Toledo es un buen ejemplo de ello. ¿Quieres pegarle un bocado a esta maravillosa ciudad y descubrir qué comer en Toledo?

Carcamusas y otros platos

Cuando buscas qué comer en Toledo, lo primero que encuentras es un plato de carcamusas. ¿Carca qué? Carcamusas. Un escritor toledano le puso este nombre al plato porque lo pedían tanto carcas (cualquier persona no joven) como musas (mujeres jóvenes). Ya lo hacían en el Bar Restaurante Ludeña (plaza Magdalena, 10) y es ahí donde te recomendamos que lo hagas tú también, ya que están deliciosas. ¡No podrás dejar de mojar pan en ellas!

Otro de los platos típicos que tienes que probar ahí es el picadillo de morcilla o el asadillo manchego, una ensalada de pimiento rojo asado con tomate, acompañado de huevo hervido y, en este caso, de atún.

El cocido de tres vuelcos también es un plato típico de la zona y qué bien sienta en los días fríos… Su sopa y su segundo plato con la carne, los garbanzos, las patatas, las verduras… Ains qué rico ¿verdad? Lo puedes tomar en restaurantes más sofisticados o en cualquier restaurante típico con mucho encanto, como hicimos nosotros. El Restaurante Palacios (c/ Alfonso X el Sabio, 3) es una buenísima opción para comer un menú. Si tienes suerte y ese día toca cocido de tres vuelcos en el menú, puedes comerlo por solo 8,50 €

Otros platos que no puedes perderte cuando viajes a Toledo son la perdiz estofada, las migas, el venado con setas (o también con peras), la trucha a la toledana, el cochifrito, el tiznao de bacalao, las sopas de ajo o el arroz a la toledana.

Dulces toledanos

Es momento del dulce y si hay uno que no dejarás de ver por todo el centro histórico de Toledo son los mazapanes, de todos los tipos y todas las formas pero todos, todos, deliciosos. ¿Lo más especial? Que los preparan en los conventos con toda la paciencia y el amor del mundo.

Pero no solo encontrarás con formas sino también su famosa tarta de mazapán. Acompañada de un café o una taza de chocolate caliente puede ser la merienda perfecta en El Café de las Monjas (c/ Santo Tome, 2).

Además de los mazapanes, hay otros dulces que te dejarán muy buen sabor. Algunos de ellos son las «Toledanas» y «Las Flores Fritas«.

Dónde desayunar

Si cuando viajas prefieres desayunar fuera del hotel para aprovechar al máximo el tiempo, eres de los nuestros. Uno de los lugares top que descubrimos fue el Nuevo Almacén (c/ Nueva, 7), donde puedes desayunar por menos de 3 € por persona comiendo un sandwich, con café con leche, zumo de naranja, fruta cortada, cereales con yogur, etc., dependiendo de tus preferencias.

Sin duda, Toledo tiene muchas opciones para saborearlo bien y sacarle todo el jugo, gracias a su amplia gastronomía. ¡Que aproveche!

1 comentario en “Qué comer en Toledo”

Responder a AffiliateLabz Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *